28 nov. 2011

Ya sabemos que el tiempo no vuelve, que la vida pasa muy deprisa y que deberíamos aprovechar el tiempo. Pero, ¿y si no quiero?, ¿qué pasa si no quiero aprovechar mi tiempo, si lo único que quiero es hacer siempre lo que quiera?
No podemos luchar por lo que queremos en una sociedad que lo que quiere es prohibir todo tipo de libertades. Lucha por cambiarla y podrás hacer con tu tiempo lo que quieras.


Rompe las barreras. Alimenta tu imaginación. Que nadie te prive de tu libertad.

10 jun. 2011

El amor es el odio que baja por la garganta, que desemboca en el estómago de los pensamientos y cuando llega a los intestinos se deshace sin más.

Deja en una esquina a la razón, escondida entre miradas, y ven conmigo al paraíso de la imaginación, te daré mil besos y te prestaré mis caricias para que las guardes en el cajón donde guardas el perfume de nuestros cuerpos desnudos entregándose al amor una noche más.
Despiértame con un susurro, abandona tu cuerpo, sumérgete en mi pecado.
Ámame una vez más.

7 may. 2011

¿Qué importa ser poeta o ser basura?

Dejó la pluma encima de la mesa, cansado de escribir, cansado de sentir, cansado de desnudar su alma en un papel en blanco donde solo habitaban falsas mentiras. Su mente no era más que un gris paisaje de invierno.

Derramaba su pena en tarros, escondía sus sentimientos en formas, mientras en el espejo solo de podría admirar la cara de un anciano al borde del abismo.
Poeta muerto, dejando de lado su pena, de un golpe seco tirados en el suelo se rompían. Las formas se deshacían como el hielo.

Su memoria ya no era la misma desde entonces, ya no era el mismo desde que guardó la primavera en un cajón, y aún anhelandola cada día y cada noche, se esfumó.


Volvió a la mesa, tomó la pluma, la mojó en tinta y escribió.
Últimos versos del poeta, última lágrima que lamentó no poder hacer sentir, último recuerdo del poeta antes de morir.

Es pecado que yo pronuncie la palabra "amor"

La soledad me llevó hasta ti y la misma de vuelta me trajo a este paraje sin color y sin sonido. 
Los colores, traicioneros, me tendieron su mano y pintaron no más que abismos y precipicios, desiertos y flores marchitas y ruines, destruidas por el paso del tiempo. 
Y así se fue el amor; de paseo con el tiempo por los acantilados de aquel pobre corazón sin primavera en su interior, sin razón, de ese pobre corazón que el otoño arrastró consigo y que trajo hacia mí la soledad de cuerpos desiertos arrojándose al vacío...

2 may. 2011

Hoy necesitaba sentirme viva y...

... y después de descansar en la luna, volver a la realidad para robarle sus besos de menta, dejarlo en vilo después de verlo otra vez descansando a la sombra de su sombra. Acariciarlo hasta que las manos, arrugadas, saciadas, noten los estragos del tiempo.
Y así volver a mirarlo entusiasmada, con los ojos de una niña inocente buscando el camino de vuelta, y sabiendo que este se esconde detrás de sus miradas, llenas de ternura, llenas de pasión..., y así me dispuse a buscarlo sin tregua. Atravesé tantos momentos como hojas tira un árbol en otoño, dejandome llevar por el viento que sopla detrás de sus ojos.
Ya, cansada de tanto buscar encontré el camino de vuelta, el que me llevaba a contemplarlo desde el cielo.
Miles de celosas estrellas me atrapaban dejándome sin aire y por más que lo intentaba no podía escapar. Necesito su luz para iluminarme en el universo, para deshacerme de las estrellas que me atan llenas de celos para no poder verte.
Necesito tu calor, pues allí arriba hace frío y no me basta con el sol, pues este se da la vuelta, amante de la luna, para encontrarla. Necesito tu llanto, tu voz...
Necesito un buen final para acabar esta historia.

23 abr. 2011

Tengo tanto y tan poco que decir...
Que creo que con una mirada bastaría para describir...


Hay unos tipos que van de muy guays y no dan ni gresca,
que faltan dos palabras y no pasan de esta,
Es lo que me hace tan felíz,
es su desprecio hacia mí.


Sus miradas me parecen saetas,
y es que les encanta criticar,
por mí que me vayan comiendo las tetas,
si tanto dicen que saben estar...


Los mismos que por delante te ponen buena cara,
y es que son tan jodidos,
los que por detrás te dan puñaladas,
deberían aprender el significado de la palabra "amigo".


Y es que hasta con un rap hecho en 2 minutos te lo digo.
Quiero ser la sombra de tu sombra para poderte ver conmigo a todas horas...
¿Yo fui a la que amaste y ahora yo soy a la que odias? Mmmm...

12 abr. 2011

Querida...

Ella no necesita llevar escotes, apretarse las tetas y ponerse minifaldas para sentirse más mujer.
No necesita la aceptación de los demás, no le hace falta. Ella enamora con tan solo una mirada.
No necesita maquillarse para sentirse mayor o madura. No necesita impresionar a los demás.
Ella es la que con una sonrisa coloca más que doce cervezas.

No hay espíritu más bello, libre y puro.

10 abr. 2011

No comprendo. No comprendo por qué no entiendo nada.
Un haz de luz me ilumina la cara, más tarde se apaga. 
Todos mis sueños están tirados por los suelos; mis sueños de esperanza, de ilusión, mis sueños.
Mi sueño era ser poeta, pero todo esto es basura, mas ¿qué importa ser poeta o ser basura?

9 abr. 2011

Él es Víctor; esta, nuestra realidad.

24 mar. 2011

Amor & Odio

Dicen que el amor es lo más bonito y lo que más ilusión te da en la vida.
Yo digo que el odio es más bonito y es lo único que realmente te da una meta en la vida.
Hay quienes dicen que el odio únicamente atrae más odio y que crea más odio. Mienten. Es cierto que el odio atrae más odio, pero genera paz interior, porque cuando sientes odio o ira sabes que pase lo que pase, vas a conseguir lo que quieres, no importa qué, no importa cuándo, no importa lo grande o pequeña que sea la acción; vas a conseguirlo.
Es entonces cuando tienes una meta en la vida. Ya sabes para qué has nacido.
¿Piensas que una vida basada en el odio lleva a la autodestrucción de una persona?
Yo digo que cuando sientes odio aprendes a apreciar todo cuanto te rodea con más tacto. El odio te enseña lo que quieres y lo que no quieres, te apoya y te da fuerzas, confianza en tí mismo.
También aprendes a respetar a las demás personas y a comportarte, aprendes cómo actuar en determinadas situaciones sin ningún miedo.
El odio no es algo malo, ni la violencia tampoco. También es mentira eso de que el odio lleva a la violencia, ya que hay muchos tipos de odio, pero yo generalizo.
Verás, en esta vida muy pocas personas saben qué es el odio y hablan sin saber. Es muy dificil de controlar al principio, porque siempre lo tienes muy presente y cuesta mucho afrontarlo adecuadamente. Pero conforme va pasando el tiempo aprendes a manejarlo y entenderlo.
Lo único malo del odio es la sensación que te da, como si te faltara algo, como estas veces que sales de casa y piensas que algo se te olvida, que hay algo que has dejado por hacer.
Está bien siempre que sepas qué es lo que se te olvida.
Pero claro, cada persona percibe al odio de una forma distinta. Esto es cosa de cada uno.

Todos tenemos nuestra lucha, pero no todos luchan por ella.

Y ahora dime, ¿qué ilusión tienes, por mucho amor que sientas, cuando no luchas por nada en esta vida?

El odio hacia algo lo genera el amor hacia otra cosa, por tanto, el amor es odio.

15 mar. 2011

El carro de la vida; otra gilipollez

Esto es muy sensicllo. En el carro de la vida; o subes y pagas el billete, o te quedas fuera. Yo pasé de pagar el billete y ahora me espera una vida de soledad. Por más que intente adornarlo, pintarlo... lo único que intento es cubrir toda esta mierda con una capa de sucias palabras que dicen que soy antisocial. 

He recorrido muchos caminos, ya que como no pagué el billete me tocó viajar andando. En ellos he visto miseria, hambre, desolación, humillación, caos. He conocido a personas, las que se han convertido durante un tiempo en las más importantes de mi vida, pero sólo durante un tiempo. Las he perdido. He sabido lo que es estar en infierno, tal y como suena. He estado en lo peor, he comido mierda y la he saboreado, le he besado el culo a Satanás y más tarde el me lo ha besado a mí. Todo esto es un paquete de mierda que guarda mi subconsciente y que ansía explotar cuanto antes. Reboso de conciencia sucia.
En general, lo he pasado lo mejor que he podido.
Volví a intentar entrar, pero otra vez no quise pagar el billete, así que me colé. Cuando salí, lo hice atormentada. 
Dicen que la vida es algo que merece la pena, pero yo digo que el único paraíso que podemos encontrar es el que tenemos en nosotros mismos.
En estas situaciones es cuando de verdad descubres quién eres y cuál es tu papel en la vida. Oh, sí, porque todos tenemos uno.


9 mar. 2011

Seguimos siendo los mismos

Lo nuestro es diferente.
No dependemos de nadie, vamos por libre. Ni tenemos fechas, ni tiempo, ni edad, ni dinero. Tampoco nos entiende nadie, por mucho que lo intente. No estamos bien de la cabeza.
Somos feos y no tenemos ni puta idea de combinar colores. Vamos mal en el colegio (en eso de ser obediente y esas cosas).
Nadie nos da ni una sola orden (y que ni se les ocurra).
No tenemos compasión por nada, no sentimos tristeza, no sentimos amor por los demás (relativamente, ni que decir tiene). No somos presos de ideologías ni seguimos reglas sobre cómo vestir o pensar. Tenemos nuestras propias ideas.
No somos decentes, seguramente seamos todo lo contrario a ser decente.
No vestimos ropa cara ni zapatillas o botas de marcas. No criticamos sin motivos, NUNCA. No somos legales. No creemos en lo convencional. Podemos ser las personas más bordes del mundo cuando queremos, mientras que lo de ser muy simpáticos cuando queremos... se nos da un poco peor.
No somos subproductos obsesionados con un estilo de vida. Somos violentos, agresivos...
En algunos determinados momentos llegarías a odiarnos eternamente, en serio.
Si alguna vez hablas con nosotros pensarás que somos bobos, tontos, estúpidos, retrasados mentales y más pirópos como estos pasarán por tu mente.
Bebemos alkol a mares. Los viejos nos odian, los adultos también, los niños pequeños más, seguramente tú también...

En general, somos todo lo contrario a lo que tú eres. Y me encanta.
Puedes amarnos u odiarnos, a nosotros nos da igual.

20 feb. 2011

Empezar de nuevo.

Son las mismas palabras, las mismas miradas, los mismos besos, las mismas sonrisas, las mismas mentiras, los mismos sueños e ilusiones...
Solo cambian las personas.

Son los mismos "te quieros", los mismos "te amos", los mismos "eres lo mejor que me ha pasado", la misma ilusión, los mismos suspiros, las mismas caricias, el mismo amor entregado al colchón, los mismos preservativos, los mismos cumplidos, el mismo miedo, el mismo deseo...
Solo cambian las personas.

Es la misma espera, el mismo tiempo contando minutos, la misma ansiedad, los mismos abrazos, el mismo sueño de futuro, las mismas horas, los mismos segundos. Cada letra, cada palabra, casa susurro es el mismo.
Solo cambian las personas.

En el mismo tiempo ser convertirá en el mismo trapo usado y tirado que soy yo.
Las personas no cambian, solo fingen por un tiempo.

14 feb. 2011

Son cosas que pasan, porque tienen que pasar.

Y es que cuando dejamos de amar para necesitar, es cuando todo lo vivido y lo sentido, lo deseado y querido, por lo que tanto has sufrido, se va a la mierda.

6 feb. 2011

Derepente siento que me cuesta respirar. No sé, es algo que siento dentro, que me comprime el pecho y no deja pasar el aire. 

La cosa es que cuando no digo nada, la gente siempre presupone lo peor. Cuando creen que te estás muriendo es cuando de verdad te escuchan, en vez de estar esperando tu turno para hablar...
Si no es así, eres un ser insignificante que no es digno de mirar a nadie por encima del hombro. Pierdes tu familia, pierdes tus amigos e incluso pierdes tu orgullo.
Cuando pierdes el orgullo ya no te queda nada. Es lo último que debería perderse, aunque hay personas que no lo tienen, son, como yo los llamo, sumisos.

Los sumisos son presos, pero ellos no están en la carcel, mas son condenados a cadena perpetua. Me refiero a cualquier persona presa del trabajo, los deberes, los examenes..., presa del sistema.
El sistema hace, con sus leyes, normas, etc., que las personas tengan miedo a todo. Miedo a morir si no trabajan, o a pudrirse en una carcel si roban comida para alimentar a sus familias hambrientas.
Robar no es algo de lo que enorgullecerse, lo sé, pero tampoco es un orgullo ser un perro del sistema.

Odio a la personas que se sientan en los bares y hablan de "la revolución". ¿Qué puta revolución? Tanta revolución y tanta polla y al dia siguiente los ves trabajando como perros que son para el sistema que los oprime. Y que la noche anterior criticaban y criticaban y juraban estar en contra de las cosas de las que hoy son sumisos. Esos son los perros. ¿Esto es orgullo?

El orgullo es algo muy importante, tanto como el respeto. El respeto es algo necesario para la supervivencia, a veces, en el sentido primitivo de la palabra. Y este se pierde cuando se hace uso de la hipocresía, cosa que odio infinitamente.

Somos una generación de mujeres y hombres paridos por mujeres. Me pregunto si otra mujer será realmente la respuesta que necesitamos.